¿Tu espacio de trabajo está listo para la generación Z?

La generación Z llegó al mundo laboral en un momento de incertidumbre sin precedentes, por lo que apoyarlos será fundamental

WeWork 1460 Broadway en Nueva York. Fotografía cortesía de Her Campus Media LLC

La generación Z llegó al mundo laboral durante una pandemia única en el siglo que cambió la trayectoria y la estabilidad de sus recorridos profesionales colectivos. Antes de 2020, parecía que disfrutarían de un mercado laboral con una tasa baja de desempleo tras una década de crecimiento sostenido. Pero todo eso cambió de la noche a la mañana.  

La generación Z está compuesta por aquellos nacidos en 1997 y luego. Este grupo creció viendo videos por streaming y usando teléfonos inteligentes. Ahora acaban de ingresar a un mercado laboral interrumpido por la pandemia de la COVID-19. La transición de estudiante a empleado nunca es sencilla, pero la incertidumbre de la pandemia complicó aún más las cosas. Estos desafíos están afectando a los trabajadores de la generación Z, que sufren cada vez mayores niveles de ansiedad y depresión, y que presentan una tendencia más alta a sufrir agotamiento y a cambiar de trabajo con frecuencia.

De acuerdo con Adobe, la generación Z representará el 27 % de la fuerza laboral en 2025 y, nos guste o no, este segmento ya se está convirtiendo en el grupo de consumo dominante y en el impulsor de la cultura. Las empresas deben recurrir a esta generación si quieren mantener su relevancia y su competitividad. Si bien la identidad de la generación Z aún se está delineando, es fundamental que los empleadores comprendan los desafíos que esta generación enfrenta y que respalden el comienzo de sus recorridos profesionales. De lo contrario, corren el riesgo de quedarse atrás.

¿Quiénes conforman la generación Z?

Incluso antes de la pandemia, la generación Z creció en una nube de incertidumbre. La gran recesión fue una gran amenaza. La generación Z no padeció la crisis económica a nivel profesional, pero desde muy pequeños, muchos fueron testigos de las luchas de padres y hermanos con la pérdida de empleo y las dificultades financieras. La exposición a corta edad a la incertidumbre económica hizo que esta generación se volviera pragmática y escéptica en relación con sus profesiones.

La generación Z será la más educada de la historia: el 57 % se inscribió en programas de grado de dos o cuatro años, frente al 52 % de los millennials y el 43 % de la generación X. Sin embargo, esos altos niveles de educación traen aparejados niveles de deuda por préstamos estudiantiles igual de altos. Según Experian, en los Estados Unidos, el estudiante promedio de la generación Z tenía una deuda promedio de USD 17 338 en 2020, lo que representa un aumento del 39 % en relación con el año 2019 y que seguramente equivaldrá o superará la tasa de generaciones anteriores.

WeWork Carrera 11B # 99-25 en Bogotá, Colombia.

La diversidad, la inclusión y la responsabilidad social son preocupaciones clave para la generación Z, que va camino a ser la de mayor diversidad racial de la historia, según Pew Research Center. Presentan una mayor posibilidad de conocer a alguien que usa pronombres de género neutro. La mitad de los encuestados, la proporción más alta de todas las generaciones, afirmó que la sociedad no acepta a las personas que no se identifican como "hombre" o "mujer". 

Lo más preocupante es que la generación Z afirma tener más problemas con su salud mental que sus pares mayores. De acuerdo con una encuesta realizada a 3409 adultos estadounidenses en agosto de 2020 a cargo de la Asociación Estadounidense de Psicología, los adultos de la generación Z (de 18 a 23 años) declararon un nivel promedio de estrés de 6,1 de 10, el más alto de todas las generaciones, mientras que los demás adultos declararon un nivel de 5. El 75 % de los adultos de la generación Z, una cifra alarmante, informó haber padecido uno o más síntomas de depresión. El estudio menciona como posibles causas tanto la incertidumbre de la pandemia como una sensación permanente de crisis y malestar social. Es claro que la generación Z está sufriendo los embates psicológicos de estos tiempos inciertos.

¿Qué pretende la generación Z del futuro del trabajo?

Mucha de la ansiedad que siente la generación Z tiñe su experiencia en el trabajo. En una encuesta realizada por Adobe en 2021, el 59 % de los encuestados de la generación Z informaron sentirse insatisfechos con su trabajo. Otras de las causas principales de esta insatisfacción mencionadas fueron la lucha por lograr el equilibrio entre la vida profesional y personal, las jornadas largas de trabajo, el estrés por el tiempo y la falta de flexibilidad. El 57 % afirmó sentir la presión de estar disponible en todo momento del día.

¿Entonces qué pretende la generación Z del trabajo? La respuesta tiene diversos matices y apunta a jornadas laborales escalonadas para adaptarse a los picos de productividad de los trabajadores. Adobe concluyó que el 62 % de los miembros de la generación Z encuestados a nivel mundial afirmaron sentir presión por trabajar de 9:00 a 6:00, a pesar de sentirse más productivos en otros momentos del día. El 26 % afirmó sentirse más productivo de 18:00 a 3:00, casi 10 puntos más que otras generaciones. 

WeWork Carrera 12a #78-40 en Bogotá, Colombia.

Las investigaciones muestran que la generación Z quiere volver a la oficina, pero no a tiempo completo. La causa de esto podría ser que el 72 % de los empleados de la generación Z no cuentan con un espacio de oficina en casa exclusivo y que el 86 % comparte su hogar con al menos un adulto más. Quieren los beneficios sociales del trabajo presencial, y el 41 % afirma que se perderían la mentoría al trabajar de forma remota. De acuerdo con una encuesta realizada por YouGov, a casi el 50 % le preocupa que el trabajo remoto esté afectando su avance profesional y la posibilidad de recibir un ascenso. El 20 % quiere trabajar desde la oficina todos los días, la tasa más alta de cualquier franja etaria, pero el 70 % preferiría una modalidad híbrida.

Los empleados de la generación Z esperan mucho más que horarios flexibles. En una encuesta realizada por el Workforce Institute en 2019, el 51 % de los participantes de la generación Z afirmaron que los motiva el trabajo agradable. El 57 % afirmó que esperan un ascenso una vez por año, por lo que el avance profesional y el reconocimiento son también grandes fuentes de motivación.

El alto nivel de insatisfacción laboral hace que esta generación presente más riesgos de cambio de trabajo. Según Adobe, el 74 % afirmó que cambiaría de trabajo si eso significara un mejor equilibrio entre la vida profesional y personal, el 66 % dijo que cambiaría si pudiera tener mayor control sobre el horario de trabajo y el 63 % cambiaría para tener la opción de trabajar de forma remota. 

¿Cómo pueden las empresas apoyar a los trabajadores de la generación Z?

Esta generación ofrece muchas ventajas para los empleadores. Son expertos en tecnología digital, tienen una visión del mundo socialmente consciente y mayores niveles de educación que la fuerza laboral actual. Para atraer y apoyar empleados de la generación Z, los empleadores deberían concentrarse en tres áreas clave: confianza y mentoría, diversidad e inclusión reales, y salud mental. 

WeWork Botanic en Bruselas, Bélgica.

Expande las oportunidades de mentoría

En encuesta tras encuesta, los trabajadores de la generación Z expresaron un interés genuino en las oportunidades de mentoría y crecimiento en el trabajo. Según una encuesta de 2019 realizada por el Workforce Institute, el 44 % prefiere trabajar con sus equipos en persona, el 43 % prefiere capacitación práctica y orientaciones en persona, y el 75 % prefiere recibir comentarios de sus superiores en persona. La confianza es fundamental: el 47 % de los encuestados afirmaron que quieren un líder que confíe en ellos, característica principal de la lista de cualidades que quieren ver en la gerencia. 

Hacen un énfasis real en la diversidad y la inclusión

A esta generación no le interesan los gestos vacíos cuando se trata de diversidad e inclusión. Buscan empresas con prácticas comerciales y de liderazgo éticas. Muchos sienten que las minorías no están bien representadas en el espacio de trabajo. Este aspecto tiene mucho peso a la hora de considerar oportunidades laborales. En una encuesta a más de 5000 alumnos de secundaria y de universidad realizada por Tallo en septiembre de 2020, el 69 % respondió que es más probable que presenten una solicitud de trabajo en una empresa que hace hincapié en la diversidad y la inclusión durante el proceso de contratación. Uno de cada tres informó que evitaría las oportunidades en las que sospeche que será tratado injustamente por su identidad de género, étnica o racial. Es fundamental que la diversidad y la inclusión sean las protagonistas, desde la contratación y los ascensos hasta la forma en que opera la empresa.

Ofrece más beneficios en relación con la salud mental

Con los niveles alarmantes de ansiedad y depresión que presenta la generación Z, es clave que los empleadores prioricen la salud mental de sus empleados. En una encuesta de Gallup realizada antes de la pandemia, la generación Z posicionó al bienestar en el puesto uno de prioridades para el trabajo. Un tercio, el 31 %, quiere que los empleadores ofrezcan días libres por salud mental, y el 37 % quiere horarios de trabajo flexibles

Los beneficios tradicionales también son importantes. En la misma encuesta, el 44 % afirmó que valoran los beneficios médicos buenos más que la compensación de vacaciones cuando evalúan una propuesta laboral. Los beneficios médicos de calidad equivalen a planes que cubran servicios de salud mental. 

A pesar de las preocupantes estadísticas de salud mental, la generación Z es esperanzadora: el 64 % afirma que siente optimismo respecto del futuro. Quizás esa esperanza sea la causa por la que no se estancan en trabajos que no se ajustan a sus deseos. De acuerdo con Adobe, el 56 % de los encuestados afirmaron que es probable que busquen un nuevo trabajo el año próximo, lo que representa 7 puntos más que los millennials y 25 puntos más que la generación X. Según una encuesta de Bankrate de agosto de 2021, este número representa el 77 %, una tasa asombrosa. Si bien el nivel de renuncia es poco probable, es claro que los trabajadores de la generación Z tienen mayor tendencia a dejar su trabajo que otras generaciones.

Todas las generaciones enfrentan sus propios obstáculos, y los que enfrenta la generación Z son abrumadores. Las adversidades dieron lugar a una generación pragmática e independiente, lista para construir un futuro mejor, no solo para ellos mismos, sino también para los trabajadores mayores y para los que vendrán después. La posibilidad de que ese futuro incluya trabajar en tu empresa vendrá determinada por tu capacidad de priorizar la salud mental, la diversidad, la mentoría y la flexibilidad.

Bradley Little es un escritor y productor de Nueva York.

¿Estás repensando tu espacio de trabajo?

¿Te resultó útil este artículo?
Categoría
Estudios de investigación
Etiquetas
ADMINISTRACIóN
FLEXIBILIDAD
TALENTO Y RETENCIóN