Obras de arte personalizadas alegran una elegante oficina

La iluminación natural, el arte y los espacios exteriores son algunos de los elementos más impresionantes de este nuevo espacio de WeWork en Chicago

Cada espacio de WeWork se ha diseñado intencionadamente para fomentar la inspiración y la colaboración. Diseñado para inspirar analiza los elementos arquitectónicos y artísticos de estos espectaculares edificios.

El nuevo WeWork 448 North LaSalle St en Chicago, ubicado en cuatro plantas en un edificio de oficinas boutique recién construido, diseñado con un elegante estilo modernista de los años 1960, es tan único para la ciudad como la pizza al estilo de Chicago y el Millennium Park. 

El edificio de 13 plantas de primera clase se sitúa en el corazón de River North, un barrio repleto de historia cultural. Fue un baluarte para los inmigrantes sicilianos a principios del siglo XX y un punto muy activo durante la época de la Prohibición. La zona también desempeñó un papel clave en la escena punk en la década de los 70 del siglo pasado. En la actualidad, el ambiente de River North se parece más al de un distrito financiero, equilibrado con varias galerías de arte situadas entre LaSalle y N Orleans Street. 

«Chicago tiene sus raíces en el diseño modernista» explica Alexander Leonard, jefe de diseño de WeWork, que formó parte del equipo que diseñó WeWork 448 North LaSalle St. «Hay muchos edificios emblemáticos en la ciudad que son artísticamente ambiciosos y transmiten una sensación de lujo», explica. 

Cerca del 448 de North LaSalle St., hay dos hitos arquitectónicos: un notable edificio de Mies Van der Rohe en el 330 de N Wabash Avenue (sede de otra ubicación WeWork) y Marina City, el complejo de uso mixto diseñado por el arquitecto Bertrand Goldberg, también conocido como «The Corn Cob» o la mazorca de maíz, en State Street. Leonard también destaca la sede de Kohler, el Rookery de Frank Lloyd Wright, de estilo Pradera, y el Centro Cultural de Chicago, de estilo Revival clásico, como puntos de referencia para el proyecto. 

El diseño para la nueva normalidad

En un mundo híbrido, explica Leonard, las personas buscan un espacio de trabajo que fomente tanto la conectividad en persona como la concentración y la productividad en solitario. Para satisfacer esos deseos, el espacio promueve la colaboración en persona a través de un enfoque de diseño de uso mixto que se centra en las áreas «activas» y de «concentración». Las áreas «activas» fomentan el intercambio de ideas y la colaboración, lo que incluye las lluvias de ideas y las acciones de formación. Las áreas de «concentración» cuentan con escritorios para trabajar de pie y sentados y poder hacerlo sin distracciones. En los lounges, se sitúan de forma estratégica mesas auxiliares y otras de estilo bistró de tamaño reducido para indicar las áreas sociales en las que reunirse y pasar el rato. 

La estructura arquitectónica del edificio permite el acceso generalizado a la luz natural.

Alexander Leonard, jefe de diseño sénior de WeWork

Los usuarios que necesitan privacidad cuentan con cabinas telefónicas tradicionales que se han mejorado, tanto en tamaño como en estructura. Un nuevo servicio de sala telefónica, que se ha probado en esta ubicación, ofrece más espacio para aceptar llamadas, una mesa de tamaño completo, una silla de oficina y paneles acústicos en las paredes para contar con más privacidad. Los miembros también pueden celebrar reuniones formales e informales en una elegante sala de juntas situada al lado del lounge principal.  

En el caso de miembros con oficinas privadas que quieran disfrutar del aire fresco sin salir del edificio, este cuenta con una terraza compartida con un gran número de servicios: un centro de fitness, una hoguera alimentada con gas y asientos alrededor, una zona para perros y un lounge al aire libre convertido en espacio de cine. 

Modernismo elegante y vibrante

El diseño interior de WeWork 448 North LaSalle St se caracteriza por sus líneas limpias y por la linealidad de la madera, el hormigón y el metal. «Queríamos que las líneas duras y clásicas de estos materiales tuvieran un tono cálido y acogedor que sacara a la luz su riqueza inherente», explica Leonard. Los suelos de hormigón que había en los espacios de transición, como los lounges principales y los vestíbulos de los ascensores, se han pulido para potenciar su aspecto. Se han usado telas para crear texturas y patrones sutiles, que aportan profundidad visual y táctil. La madera teñida de negro del área de cocina en el lounge principal ofrece una experiencia sensorial diferente a la de las áreas de cocina similares acabadas en roble blanco situadas en otras plantas. 

«Queríamos que los muebles y los acabados tuvieran una paleta relajante, por lo que optamos por tapizados de lino en tonos ocre, para suavizar secciones de los bancos de madera», explica Leonard. Se han añadido cojines de azul marino y los tonos piedra para aportar algunos de los elementos atrevidos para formar un gran mural personalizado en el espacio. Los muebles y los acabados se han diseñado estratégicamente para captar la mirada hacia las ventanas, con el fin de convertir las amplias vistas de la ciudad en un punto focal. 

El programa artístico se ha diseñado para que sirva como un servicio inmersivo en 448 North LaSalle St, tanto para los miembros de WeWork como para la comunidad local. WeWork contrató los servicios de la conocida artista de Chicago Kate Lynn Lewis para crear un mural colorido que rindiera homenaje a la icónica arquitectura Art Déco de Chicago, al apodo de la «Ciudad de los Vientos» y al famoso Invernadero de Lincoln Park. Puede verse justo al lado de la recepción del Equipo de Comunidad, al acceder al espacio de WeWork.

WeWork también se ha asociado con Artlifting, una consultora de arte que busca obras de artistas afectados por la falta de vivienda o la discapacidad. Estas obras de arte pueden encontrarse en las salas de reuniones de WeWork 448 North LaSalle St: «Green II», una pintura abstracta de Brian Rush que utiliza en gran medida el color verde, «Sacred Geometry Turquoise», de Alicia Sterling Beach, que recuerda el simbolismo geométrico de Hilma af Klint, y «Wildflowers», de Shannon R, una visión psicodélica de colores brillantes.

«La estructura arquitectónica del edificio permite el acceso generalizado a la luz natural», explica Leonard. Se ha construido con losas postensadas. Es decir, las placas del suelo contienen elementos de acero de alta resistencia anclados a todos los bordes, que actúan como una especie de puente suspendido en cada planta, esto permite reducir el número de columnas en las ventanas. «Más personas disfrutan de más luz. Es así de sencillo», explica.

WeWork 448 North LaSalle St se ha diseñado no solo teniendo en cuenta el espíritu de Chicago y del barrio de River North, sino también las necesidades y comodidades de las empresas modernas y sus empleados. Cada detalle cuidadosamente estudiado da lugar a un entorno de espacio de trabajo que inspira la productividad, la creatividad y el éxito. 

Angelica Frey es escritora y traductora especializada en arte, moda y comida. Originalmente de Milán, en estos momentos vive en Brooklyn.

¿Quieres reorganizar tu espacio de trabajo?

¿Te ha parecido útil este artículo?
Categoría
Productos flexibles
Etiquetas
DESIGN
DISEñADO PARA INSPIRAR
ESPACIO FLEXIBLE