La verdadera ciencia detrás de las oficinas innovadoras

Por: Michael Hershfield, Director sénior, Mediana empresa, WeWork

Área de reunión de WeWork

El diseño interior tiende a afectar al comportamiento de las personas. Un espacio de trabajo innovador y cuidadosamente diseñado puede aumentar el compromiso de los empleados, la productividad y el rendimiento general de la empresa.

Diseñar y crear un espacio puede ser costoso y conllevar mucho tiempo, y asignar los recursos necesarios para ello podría significar desviarlos de otras necesidades empresariales esenciales. Por otro lado, ignorar completamente el diseño puede resultar en malas condiciones de trabajo, bajo compromiso y rendimiento de los empleados, y un impacto negativo en los resultados finales para tu empresa.

Entonces, ¿cuál es el movimiento de liderazgo más inteligente? La innovación, después de todo, no es suerte, es ciencia. Y, con la ciencia, viene la investigación, las reglas y los conocimientos que puedes aprovechar para obtener una ventaja empresarial de manera tangible.

Abramos el telón para entender cómo la ciencia ha venido impulsado la innovación en el espacio de trabajo y cómo puedes adoptar una mentalidad que priorice a las personas para crear un entorno que motive a tus empleados a hacer mejor su trabajo.

Pensando a través de la ciencia del diseño

Área común de WeWork

Entonces, ¿cómo influye la ciencia en la innovación del espacio de trabajo? Todo comienza con el estudio del cerebro humano.

Básicamente, existen tres redes neuronales que marcan el modo en que pensamos: la red de control ejecutivo (dedicada a tomar decisiones), la red de visibilidad (el controlador de acceso a cómo se toman esas decisiones) y la red de modo predeterminado (que genera ideas). Este proceso continúa a lo largo del día, comenzando con la recopilación de información (preparación), la incubación (verificación de lo que sabes con lo que no sabes), la comprensión y la verificación de la información disponible.

La Universidad de Oxford estudió recientemente](https://www.cell.com/current-biology/fulltext/S0960-9822(16)00133-0) el proceso de toma de decisiones en el cerebro y vio que la capacidad de desacelerar las respuestas permite a las personas evitar tomar decisiones deficientes.

Ese aspecto de "desaceleración" es importante para el diseño del espacio de trabajo. En esencia, se logra proporcionando una variedad de espacios que promueven las distracciones relajantes del trabajo de alta concentración, permitiendo a los empleados imaginar y descubrir nuevas ideas. Estas distracciones pueden abarcar desde un microdescanso (mirar por la ventana de la oficina para disfrutar de la vista) hasta un macrodescanso (cuando buscamos un nuevo espacio para una reunión con un compañero, cuando paramos para tomar una taza de café, o simplemente cuando queremos un cambio de escenario después de una reunión de análisis matutina).

Área común de WeWork

¿Qué mejor manera de fomentar esos descansos esenciales que proporcionando un espacio de trabajo flexible? Y, cuantas más opciones, mejor: espacios tranquilos para la concentración, espacios energéticos para relacionarte y lugares para aprender, jugar y divertirse, y renovar la mente.

Las empresas innovadoras, como Pinterest y Facebook, se inclinan por la variedad añadiendo más elementos divertidos a sus oficinas. La teoría es que la creatividad se ve impulsada por la inclusión de espacios dedicados a actividades de descanso. Por ejemplo, "los inventores del grafeno [un material de [ mm de espesor descubierto en el Reino Unido que podría transformar la electrónica, la energía, la salud y la construcción] lo descubrieron durante su hora de descanso", explicó el profesor Stephen Heppell, experto en espacios de trabajo y aprendizaje flexibles, en el Foro Económico Mundial del año pasado.

Entonces, ahora que comprendes el papel que desempeña la ciencia para determinar cómo piensa la gente, descubramos el otro factor que influye en el diseño del lugar de trabajo: la forma en que nos sentimos.

El efecto de nuestro entorno sobre cómo nos sentimos

Un estudio reciente del American Journal of Health Promotion descubrió que la tarea de hacer que los estadounidenses sean más saludables depende de la creación de entornos más saludables, en lugar de depender únicamente de los sistemas de atención médica.

Esta tendencia también ayuda a las empresas, el Instituto Nacional de Salud y Seguridad Ocupacional afirma: eliminar las amenazas y los riesgos laborales del diseño de oficinas es la forma más efectiva de proteger a los trabajadores. Debido a que solo el estrés en el lugar de trabajo les cuesta a las empresas estadounidenses hasta 190 mil millones de dólares anuales en costes de atención médica, a las empresas les interesa mantener siempre la salud de sus empleados.

Eso supone mucha presión. Sin embargo, en el contexto de tu espacio de trabajo físico, ¿realmente tienes el poder de hacer que tus empleados estén más sanos? La respuesta es un sí rotundo.

La mejor iluminación de oficina para la productividad

La iluminación tiene un gran efecto en la forma en que los empleados se sienten, por lo que es importante para los empleadores elegirla bien. Estas son algunas de las formas en que nuestros equipos de diseño en WeWork utilizan la iluminación para optimizar nuestros espacios:

  • Una iluminación cálida en la oficina hace que los empleados se sientan relajados y cómodos. Utilizamos iluminación cálida en espacios comunes y áreas de cocina, donde los miembros son propensos a interactuar y relacionarse.

  • La iluminación neutra de oficina se utiliza en entornos creados para la colaboración y la productividad. Colocamos este tipo de iluminación en ciertas salas de conferencias y en áreas de escritorios compartidos.

  • La iluminación natural fría para la oficina hace que las personas estén más alertas y enérgicas. Usamos la iluminación fría en espacios destinados a la hiperproductividad, como oficinas y salas de intercambio de ideas.

Además, la exposición a la luz natural es especialmente beneficiosa para las personas que trabajan en una oficina; tanto la exposición de la mañana como la de la noche pueden mejorar el estado de ánimo, la energía, el estado de alerta y la productividad. Investigadores de EE. UU. incluso descubrieron que un 10 % de las ausencias de los empleados podrían atribuirse al diseño de la oficina, que carecía de suficiente luz natural.

La luz natural y los escritorios de pie ayudan a mejorar la calidad del sueño

Como empleador, ¿alguna vez pensaste que podrías ayudar a tus empleados a dormir mejor por la noche, simplemente ofreciéndoles un diseño de oficina innovador? Bueno, absolutamente puedes. La iluminación tiene mucho que ver con la calidad del sueño, que es otro de los ámbitos en que las empresas pueden ayudar a sus empleados (y, en consecuencia, a los resultados empresariales). La Academia Americana de Medicina del Sueño estudió el efecto de la iluminación natural en el lugar de trabajo y descubrió que juega un papel importante para ayudar a los empleados a dormir mejor por la noche. Un estudio reciente descubrió que dos noches seguidas con seis horas de sueño o menos pueden asociarse con disminuciones en el rendimiento que duran seis días (por ejemplo), por lo que es mejor para la empresa mejorar sus espacios de trabajo.

Además, los científicos saben desde hace mucho tiempo que la actividad física nos ayuda a dormir mejor, razón por la cual las empresas con visión de futuro están incorporando más oportunidades de ejercicio en la oficina.

Los resultados del estudio de Jack P. Callaghan, doctor en bioquímica, demostraron que estar de pie más tiempo que sentado favorecía la salud de los empleados, por lo que cualquier lugar de trabajo que incorpore movimiento (escritorios de pie, escaleras, etc.) puede aprovechar este beneficio.

Las plantas de interior purificadoras de aire mejoran la salud y el bienestar

Con el diseño del espacio de trabajo pasado de moda, no solo no tiene en cuenta verdaderamente la luz natural, sino también elementos naturales como las plantas o vistas de la naturaleza. Considera este innovador estudio, un clásico del pionero del diseño, Roger Ulrich: entre las personas que se están recuperando de una cirugía en las habitaciones de un hospital, aquellas que disfrutan de vistas al exterior necesitan menos dosis de analgésicos (y menos tiempo en el hospital en general) que aquellos pacientes cuyas habitaciones dan a una pared de ladrillos.

Los líderes empresariales toman nota: la incorporación de elementos de la naturaleza (añadir más flores o plantas) a un espacio interior no solo mejora la salud y el bienestar, sino que también puede aumentar la productividad un 15 %. Los estudios también sugieren que incluir plantas puede reducir el ausentismo por enfermedad al disminuir los niveles de dióxido de carbono.

Además, ofrecer acceso a espacios al aire libre puede mejorar el pensamiento creativo, informa el canal de noticias CNBC. Apple es un gran ejemplo de una empresa que prioriza la naturaleza en el área de trabajo: su oficina más nueva, Apple Park, cuenta con un patio verde y casi 6000 árboles. Pero, puedes conseguir el mismo efecto. Si tu oficina tiene un tejado o un balcón, realiza eventos comunitarios allí, e invierte en zonas verdes para tu espacio interior con palmeras, macetas y otros elementos botánicos. Tus empleados y tu empresa se beneficiarán.

Mejora la calidad del aire interior y la temperatura para mejorar el rendimiento de los empleados

Los estudios han demostrado que la temperatura es crucial para la productividad y que las temperaturas subóptimas pueden hacer que los empleados cometan errores con mayor frecuencia. Un estudio de la Universidad de Cornell descubrió que los empleadores podrían pagar un 10 % más en gastos de mano de obra cuando las temperaturas son demasiado altas o demasiado bajas. Los estudios han detectado niveles de productividad más altos con temperaturas de 22 ºC. Además, el Centro Nacional de Información Biotecnológica ha determinado que la calidad del aire interior, incluida la temperatura, puede llevar a un aumento de entre el 6 % y el 9 % del rendimiento y la productividad del trabajo.

La humedad también puede tener un gran impacto en la forma en que los empleados perciben la temperatura de la oficina. Por ejemplo, si el aire es demasiado húmedo, puede afectar a la capacidad de sudoración de las personas, lo que puede provocar agotamiento por calor, y una humedad demasiado baja puede hacer que las personas sientan más frío o causar sequedad nasal, de la piel o de la garganta. La humedad también se puede controlar con plantas, lo que demuestra cómo cada uno de estos elementos están relacionados para lograr un espacio de trabajo equilibrado. (Descubre cómo las oficinas innovadoras logran un control óptimo de la temperatura.)

Ciencia e innovación en el trabajo

Ciertamente, el diseño de interiores tiene un profundo efecto en el comportamiento de las personas y los estudios científicos nos han mostrado cómo saber aprovecharlo dentro de la empresa. Proporciona un espacio de trabajo innovador y cuidadosamente diseñado, y comprobarás el impacto positivo en los resultados de tu empresa.

WeWork está aquí para ayudarte con todos y cada uno de los aspectos de este proceso, para que puedas concentrarse en los resultados comerciales que más te interesan. Ponte en contacto con nuestro equipo ahora para obtener más información.